Cocinar con marihuana es una estupenda forma de combinar creatividad y sabor con el efecto de nuestra querida hierba. Así que aquí tienes cinco recetas fáciles para iniciarte en la cocina.

Cocinar con marihuana es una original y estupenda forma de inspirarse a la vez que se saca partido al efecto de la misma. Lo cierto es que puede ser difícil saber por dónde empezar, sobre todo si nunca has cocinado. ¡Pero no todo está perdido! Hemos confeccionado una lista con las cinco principales recetas con marihuana para iniciarte en la cocina, ¡échales un vistazo!

pot-butter-hemp-beach-tv-hbtv

5. CANNA BUTTER (MANTECA DE CANNABIS)

La receta de mantequilla con marihuana es excelente para aprender. Aunque no se consume por sí sola, es un ingrediente estupendo para utilizar en otras recetas, que añade a prácticamente cualquier comida un agradable colocón (además, ¡se usa en la mayoría de las siguientes recetas!). Para hacerla, tritura finamente la marihuana (unos 18-30 gramos es suficiente). Ponla en una cazuela con 1 litro de agua y unos 250g de manteca. Cuece a fuego lento y remueve. Deja que cueza durante al menos 3 horas y hasta un día entero, según como vayan las cosas. Sabrás que está listo cuando veas una capa de aceite flotando en la parte superior. Si el agua se reduce demasiado antes de que esto ocurra, añade un poco más.

Nota: Asegúrate de no llenar la cazuela demasiado, ya que el aceite hirviendo salpicará por todas partes y alguien podría quemarse. Mejor aún, utiliza una cazuela con tapa transparente.

Una vez que se ha llegado a este punto, deja enfriar un poco la mezcla y cuélala en un recipiente grande. Con esto se elimina todo resto de materia vegetal. Coloca el recipiente en la nevera durante toda la noche para que se solidifique, y por la mañana tendrás lista una capa de manteca de cannabis. Ten cuidado al retirar la capa de manteca del recipiente, ¡no querrás que se caiga en el agua del fondo! Esta manteca se puede almacenar en la heladera.

4. TÉ DE MARIHUANA

Ésta es muy fácil y rápida. Pero se necesita manteca de cannabis (ver más arriba). Prepara una taza de té como lo harías normalmente, y añade una cucharadita de manteca de cannabis. Endulza con miel y leche ¡y estarás colocado en un santiamén!

3. HELADO DE MARIHUANA

Un helado con marihuana es la forma perfecta de terminar una comida. Para hacerlo, pon 500ml de nata en una cazuela y calienta a una temperatura media hasta que hierva. En otra sartén, derrite 50 gramos de manteca de cannabis (ver más arriba) y 75 gramos de azúcar. Aplasta un poco de fruta, como plátanos o fresas, en un bol. Júntalo todo y mezcla con cuidado. Vierte la mezcla en un recipiente grande y mételo en el congelador durante toda la noche.

2. TARTA DE CHOCOLATE A LA TAZA EN 5 MINUTOS

Esta receta es una alucinante y súper rápida forma de preparar una infusión chocolateada de marihuana para disfrutar en cuestión de minutos. Para empezar, coge una taza que se pueda meter en el microondas. Pon en ella 2 cucharadas de cacao en polvo, 4 cucharadas de harina, 4 cucharadas de azúcar, chips de chocolate y un huevo. Mezcla todo bien y añade otras cosas que te apetezcan, como moras, nubes o esencia de vainilla. Añade un poco de manteca de cannabis – la cantidad que desees (deberás tener una idea de su potencia). Mete la taza en el microondas y cocina durante 3-5 minutos y ¡ya está listo para disfrutar!

 

1. BROWNIES DE MARIHUANA

Probablemente el comestible con marihuana más famoso que existe, estos brownies son muy sencillos de hacer. Loo único que se necesita es un poco de marihuana, aceite y mezcla para brownies. En primer lugar, asegúrate de que la mezcla para brownies requiere aceite como ingrediente – esto es esencial.

Para empezar, tienes que infusionar el aceite con la marihuana. Tritura 4-18 gramos de hierba (dependiendo de lo fuerte que quieras que sea) lo más fino que puedas. Ponlo en una cazuela y vierte el aceite que diga en las instrucciones de la mezcla para brownies. Calienta a fuego medio durante unos 30 minutos, removiendo de vez en cuando, para que el aceite se infunda con todos los cannabinoides de la hierba. Por último, deja que el aceite se enfríe y cuela la materia vegetal. ¡Ya tienes aceite de marihuana listo para usar con las instrucciones de tu mezcla para brownies! Si quieres, puedes dejar la hierba en la mezcla, para obtener un pequeño efecto añadido.

Ahí las tienes. Cinco recetas súper fáciles. Primero tendrás que hacer un poco de manteca /aceite de cannabis, pero una vez que tengas este ingrediente base, nada te puede detener. ¡Así que métete en la cocina y cuécete!

Sobre el autor

Let me explain something to you. Um, I am not "Mr. Lebowski". You're Mr. Lebowski. I'm the Dude. So that's what you call me. You know, that or, uh, His Dudeness, or uh, Duder, or El Duderino if you're not into the whole brevity thing.

Comentarios